lunes, 26 de noviembre de 2012

Crostini de coles de bruselas con parmesano




"Esas pequeñas bolas verdes y amargas que apestan": Así, definía yo a las coles de bruselas.
No cabe decir, que ni por asomo las probaba. Muy monas, sí, pequeñita, redonditas y graciosísimas en el plato, pero el olor, delataba que se estaban cocinando y su sabor fuerte, era demasiado para mi.

Pero un día, mi hermana me dijo que hervidas previamente y rehogadas después con jamón y ajo quedaban de vicio. Entonces, con una pinza en la nariz, las probé. Y reconozco que el olor no fue para tanto y que el sabor me sedujo.
El puntito amargo no era para tanto y en cambio descubrí un punto dulzón, a nueces y la combinación con el jamón, su aceite y el ajo dorado, las convertía en un plato de lo más delicioso. Así que las probé con jamón y ajo y con crema de queso azul. Deliciosas en todas sus formas.
Se convirtieron en un plato obligado cada invierno.



Esta nueva receta, combina las coles con el queso parmesano y el ajo asado que le da el toque perfecto. Me encanta este crostini! Y es ideal para servirlo como aperitivo, entrante  o para una cena informal.

Si no os gustan las coles de bruselas, probadlas así, porque no os arrepentiréis, además es un bocado tan pequeño, que no os dará reparo....



Espero que os guste y que disfrutéis de la semana!


Idea de How Sweet it is.


Ingredientes: (6 crostinis)
- 5 Coles de bruselas
- 1 cabeza de ajos
- 2 c/s de parmesano rallado
- Una cuña de queso parmesano
- Aceite
- Pimienta negra
- Pan

Elaboración:
Precalentar el horno a 180º. Cuando esté caliente, introducir la cabeza de ajos cortada por la parte superior y rociada con un poco de aceite. Dejar durante 15 min., hasta que los ajos estén asados.
Cortar a juliana las coles y rehogar en una sartén con un chorrito de aceite durante 5 min o hasta que las coles estén pochadas. Incorporar las dos cucharadas de parmesano rallado y remover de forma que quede integrado.
Cortan el pan en rebanadas y tostarlas en el horno o en una tostadora.
Untar cada rebanada un poco de ajo asado, poner encima una cucharada de coles de bruselas con parmesano. Añadir un poco de pimienta negra al gusto y una lasca de parmesano de la cuña, cortada con un pelador. Servir.


30 comentarios:

  1. A mi me pasa cómo a ti, pero ahora las comemos y nos agradan bastante pero la primera vez, puag!! jajaja
    Probaré tú versión, se ve muy apetecible.
    Besitos

    ResponderEliminar
  2. Me gustan las coles de bruselas y este crostini me parece toda una tentación, seguro que está exquisito.

    Un besito,

    ResponderEliminar
  3. Seguro está riquísimo, me gustan mucho las coles de bruselas, una manera deiferente de comerlas.
    Bss.

    ResponderEliminar
  4. No es que las coles de bruselas sean muy habituales en mi mesa. De hecho son rechazadas por todo lo que cuentas en tu entrada pero creo que presentadas de esta manera se harán un huequito en el menú. Besos.

    ResponderEliminar
  5. Há muito que não como,assim devem ficar uma maravilha.
    boa semana
    bjs

    ResponderEliminar
  6. Las fotos me encantan, la estética y todo, pero esa olor de esas coles y su sabor amargo no puedo Monicaaa!!!

    ResponderEliminar
  7. Pues una idea interesante para ver si conseguimos introducirlas en la dieta porque en casa pasa igual, rechazo absoluto, besitos de La dulce Ali

    ResponderEliminar
  8. Es la única verdura a la que le pongo pegas, me cuesta mucho, pero siempre me como algún trocito. Una tapa original. Besos

    ResponderEliminar
  9. que divino y magestuoso es este crostini asi Monica y una foto muy apetecible
    peto

    ResponderEliminar
  10. jajaja.. veo que no soy la única que le pone "peros" a esta verdura, pero bueeeeno sí tú dices que así están ricas habrá que creerte.. Todo sea por la pintaza que tiene esa tosta.
    Besos guapa

    ResponderEliminar
  11. No coneixia aquest bloc i te unes receptes molt temptadores.

    Costa de menjar broquil a casa, pero potser aixi a dosis petites ens pasa més be.

    Bona setmana

    Un petonet

    ResponderEliminar
  12. A mí me encantan las coles de bruselas. Además, son sanísimas!!! Tus tostas se ven deliciosas, con ese toque de parmesano!
    Besos.

    ResponderEliminar
  13. No las he probado nunca, siempre me he resistido. Pero con el crostini tienen muy buena pinta, creo que me arriesgaré a probarlas ;)
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  14. Las coles no son santo de evoción en casa por lo que rara vez las compro. Esta presentación me ha encantado y además muy saludable. Creo que la póxima vez les daré otra oportunidad.
    Besos y feliz semana

    ResponderEliminar
  15. Los crostini originales a más no poder, con las coles de bruselas y parmesano y esas fotografías...maravillosas! un beso guapa

    ResponderEliminar
  16. Tantas cosas ante las que arrugamos la nariz sin probar y luego, milagro, resulta que nos gustan! L que tuvo que pasar tu madre contigo a la hora de la comida!
    Es muy original esta receta, en forma de crostinis.
    Besos.

    ResponderEliminar
  17. A mí me parecen riquísimas, aunque en casa no opinan lo mismo que yo, así que me compro unas poquitas y me las hago para mí sóla de vez en cuando. Les voy a dar a leer tu post, a ver si se animan con tu experiencia :))
    Tu receta me la llevo, es espléndida.
    Besos

    ResponderEliminar
  18. Oh!!!!que bones, se d´un de casa que m´ho agraïra!!! molt originals! petonets

    ResponderEliminar
  19. A mi de pequeña me encantaban , pero ahora hace muchoooo que no como .
    Mi madre las hervía y luego las salteaba con mantequilla , pero con el jamón
    y los ajos deben estar de muerte.
    Estas fiestas las haré para acompañar el pollo relleno.
    Besos!!!

    ResponderEliminar
  20. Estas coles gustan cuando se aprenden a cocinar ;)
    Un saludito

    ResponderEliminar
  21. Uns crostinis amb cols, al meu marit li agradaran segur!
    Nani

    ResponderEliminar
  22. Con lo que me gustan las coles de bruselas!
    Se ve buenísima tu propuesta, que rico.
    Besazos.

    ResponderEliminar
  23. Me fascinan! Las colecitas de bruselas para mi son un vicio!

    Besos.

    ResponderEliminar
  24. A mi también me fascinan como a Mayte, las como solas, hervidas con un poquito de sal y pimienta, ahora en invierno como dos veces a la semana o así!
    Me alegra que las descubrieras porque... un vicio puro y duro!
    Besotes

    ResponderEliminar
  25. pues mira a mi no me gustan demasiado coincido contigo, el olor solo me da repelus, pero nena tu las presentas como una delicia y en cuando me sea posible las probaré con tu receta.Un saludo

    ResponderEliminar
  26. A mi no me gustan mucho, pero a mi marido si y hace tiempo que no las compro, pero tu receta se ve muy bien besos

    ResponderEliminar
  27. Menudo aperitivo tan rico que has preparado! yo no soy de comer coles de bruselas pero igual me animo a probar ésto, que tiene muy buena pinta.
    Besos

    ResponderEliminar
  28. Yo soy de las que sí me gustan, lo malo es que solo me gustan a mí, en mi casa.
    Esta idea de presentación me ha parecido muy buena.
    besos,

    ResponderEliminar
  29. Preciosas fotografías. Me encanta la de la cabeza de ajo. La pizarra ha sido una magnífica adquisición a tu "fondo de armario" culinario.
    Besos, Yolanda

    ResponderEliminar
  30. Buenísima tu combinación. A mí también me encantan los ajos, en todas sus versiones(asado, crudos, confitados...) Me parece muy original y una forma de combinar las coles estupenda. Enhorabuena.

    ResponderEliminar

Muchísimas gracias por dejar vuestro comentario en esta entrada. Es una alegría leerlos y me alegráis el día cuando lo hago.

Por desgracia, debido a la cantidad de correos anónimos publicitarios, me he visto obligada a marcar la opción de no publicar los comentarios anónimos en el blog.

De todas formas, si tenéis alguna duda o queréis comentarme algo de forma anónima, por favor, escribidme a: lopezlopezmonica@gmail.com, os contestaré encantada y lo antes posible.